________________________________

 ____________________________

___________________________

___________________________

__________________________

__________________________

____________________________________

____________________________________

martes, 3 de marzo de 2015

PARA LOS SINDICATOS PORTUARIOS, LA NUEVA TASA A LA CARGA PROVOCARA UNA DISMINUCION DEL TRABAJO



"Si seguimos con esta medida el cereal se va a ir para Bahía Blanca"

En horas de la mañana del día Lunes 2 de Marzo diferentes gremios relacionados con el ámbito portuario (SOMU, URGARA, UATRE, Terminal Quequén y Ferroviarios, entre otros) y pertenecientes a las dos CGT mantuvieron una reunión en el Consorcio de Gestión de Puerto Quequén. Luego, se trasladaron a la Municipalidad para concretar un encuentro con el presidente del Honorable Concejo Deliberante, Pablo Aued, y algunos concejales.
Según Daniel Monge, Secretario General de la Asociación de Empleados de Terminal Quequén, en un principio la reunión era para "tratar la demora en la llegada de la draga de la empresa Jan de Nul a Puerto Quequén".
"Estamos a poco tiempo de la cosecha gruesa y si no se hacían los trabajos que se están haciendo íbamos a estar complicados para que los barcos pudieran entrar y salir", detalló el dirigente.
En este sentido, destacó que si bien algunos buques tuvieron que desviarse a Bahía Blanca, "no fueron muchos" y el tema está por suerte "solucionado".
No obstante, el eje central de los encuentros fue la discusión de la nueva tasa a la carga portuaria creada por el Concejo Deliberante en una de sus últimas sesiones extraordinarias.
"Es un tema que nos preocupa muchísimo", señaló el gremialista, y afirmó que el nuevo gravamen "puede ocasionar perjuicio a Puerto Quequén y a las cargas que puedan salir".
Si bien los destinatarios de la aplicación de la tasa son los exportadores, Monge aseguró que la va a terminar "pagando el productor".
"El exportador lo único que hace es transferir gastos", explicó.
Asimismo, aseveró que esta situación provocará una pérdida de competitividad de Puerto Quequén con respecto a otras terminales portuarias.
"Ya tenemos una desventaja con el puerto de Bahía Blanca con el tema de pizarra y con esto estamos acrecentando los costos", subrayó, y agregó que "si seguimos con esta medida lo que vamos a lograr es que el cereal se vaya para Bahía Blanca", situación que generará "menos trabajo" e impactará directamente en las fuentes laborales y en los ingresos de los trabajadores.
Por otro lado, Monge apuntó que la creación de un impuesto de este tipo "ni siquiera corresponde al Honorable Concejo Deliberante".
El dinero recaudado estaría destinado a la reparación de las calles de Quequén por las que atraviesa el transporte cerealero. Sin embargo, el gremialista resalto que "todas las arterias por donde transita el transporte de cereal corresponden a la provincia y la Municipalidad no tiene nada que ver".
Por último, el dirigente sindical destacó el consenso logrado por parte de todos los sindicatos relacionados con el sector sobre este tema, a pesar de las diferencias políticas.
"Podemos tener diferentes ideas políticas pero al momento de defender a los trabajadores vamos a estar todos del mismo lado", finalizó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario